Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

Se realizó el primer desayuno ARLOG del año

 |   13 de abril del 2011

Lucio Zemborain, Abel Viglione, Francisco Ílvarez y Alejandro Badino, disertaron sobre la coyuntura económica que tendrá el 2011 para el sector logístico.

La Asociación Argentina de Logística Empresaria (ARLOG) realizó, el pasado 12 de abril, el primer desayuno de capacitación y actualización del año dedicado al tema “El escenario económico y su impacto en la actividad logística y las expectativas del sector para el 2011”.

Las disertaciones estuvieron a cargo de Lucio Zemborain, especialista en derecho laboral; Abel Viglione, economista de Fiel; Francisco Ílvarez, director ejecutivo de Celsur Logística, y Alejandro Badino, gerente general de Colliers Argentina.

Los profesionales coincidieron en que el contexto es de fuertes desafíos, con una combinación del crecimiento de la actividad, la necesidad de dar respuesta a una mayor demanda, la situación laboral y sindical y su impacto sobre los costos de mano de obra, y el elevado nivel de ocupación de depósitos y centros de distribución.

“El 2011 será un año bisagra para el modelo económico. A partir del 2012 no seguirá todo igual, gane quien gane la elección” expresó Abel Viglione y señaló entre los principales límites: la alta inflación, la caída del tipo de cambio real, el atraso tarifario y el déficit fiscal financiado con emisión y reservas del Banco Central. En lo organizacional, destacó los problemas en los mercados de energía, combustibles, inversión y crédito, junto con los subsidios, la presión tributaria, el nivel de gasto público, la descapitalización del Banco Central y la pobreza.

En ese sentido, indicó que “al gobierno que asuma en 2012 se le abren dos caminos: abocarse a bajar la inflación y deslizar más rápido el tipo de cambio nominal o ensayar algún esquema de tipos de cambio múltiples. La economía va directo a un marco de alta inflación e indexación. Lo cierto es que el statu quo de alta inflación con dólar quieto no será sostenible”.

En tanto sus proyecciones para el 2011 prevén un crecimiento del PBI del 6,2 por ciento, un alza del consumo 6,1 por ciento; una inflación real del 29,5 por ciento, un promedio de aumento de salarios del 28,9 por ciento; una tasa de desempleo del 8,7 por ciento y un superávit comercial cercano a 9.100 millones de dólares.

“Si bien no están dadas las condiciones para una crisis, ya que el pago de la deuda y la estabilidad del mercado cambiario-financiero están aseguradas en el corto plazo, la necesidad de cambio continuará siendo evidente”, opinó. Y añadió: “La capacidad de oferta doméstica de la economía no puede acompañar la expansión de la demanda. Por lo tanto, la economía ajusta con precios más altos o mayores importaciones que completan la oferta total”.

Para Francisco Ílvarez, a partir del crecimiento de la economía “hay que trabajar en conservar la rentabilidad de las empresas. El desarrollo empresario depende de la rentabilidad y sin ella no hay posibilidades de repago de las inversiones”. Además, agregó que “en Argentina deberíamos dedicarnos a ver cómo hacer más productivos los procesos y el sistema logístico. Añadió también que “este año habrá variaciones de precios en los insumos más importantes e incrementos de costos en la cadena de valor”.

El concepto fundamental, indicó el ejecutivo, es el de productividad que, a su juicio, “se logra mediante inversiones y capacitación”. En ese mismo sentido, indicó que el 2011 será muy bueno pero también esforzado para la actividad. “Capacitar e invertir es difícil, pero es imperioso”.

A su turno, Alejandro Badino, remarcó que “el mercado inmobiliario de parques logísticos premium tiene 804.445 metros cuadrados, el 75 por ciento concentrado en Esteban Echeverría, Malvinas Argentinas y Tigre”. Además, destacó que “hay 79.500 metros cuadrados en construcción y se espera que hacia fines de este año el inventario haya crecido hasta 883.945 metros cuadrados”.

“La vacancia actual es del 1,96 por ciento, es decir de apenas 15 mil metros disponibles en el mercado. Los precios de los alquileres, vienen manteniéndose en el último año, rondan los 6 dólares y medio el metro cuadrado”, dijo Badino.

Por último, Lucio Zemborain, especialista en derecho laboral, pasó revista del último acuerdo en paritarias. “Suscribimos un acuerdo salarial con un aumento del 12 por ciento para julio, un 6 por ciento para noviembre y otro 6 por ciento para marzo próximo. Se incluyó también una cláusula sobre las vacaciones, que lleva un aumentos del 24 al 27 por ciento”.

Sin embargo, anticipó que “si los otros gremios logran aumentos superiores al 30 por ciento, puede haber un pedido de ajuste”. Finalmente, puntualizó que existen varios proyectos con tratamiento parlamentario, como el de participación de ganancias de las empresas, que “de ser sancionados modificarán los costos laborales de las empresas”.


Notas relacionadas

Te podría interesar