Aviso de Privacidad y uso de cookies
Utilizamos las cookies para gestionar esta página web y mejorar su facilidad de uso. Puede encontrar más información sobre qué son las cookies, por qué las utilizamos y cómo se pueden modificar en Privacidad y cookies. Al utilizar esta página web está aceptando el uso de cookies.

Claves para una implementación exitosa de un WMS

 |   15 de julio del 2021
Claves para una implementación exitosa de un WMS

La transformación digital de los depósitos es uno de los desafíos que enfrentan las empresas logísticas en esta nueva realidad de negocios. Se conoce que una gestión eficiente de la cadena de suministro, es vital para ayudar a las empresas a reducir costos y acelerar la comercialización.

Bajo esta premisa es que desde la firma Soporte Logístico, explicaron: “Sabemos que, al momento de implementar un software de gestión de almacenes, que nos permita ganar eficiencia en la operación logística, son muchos los aspectos que al estar previamente definido pueden allanar el camino al éxito”.

Los especialista agregaron que en la actualidad surgen conceptos básicos que se desprenden de la operatoria para poder hacer frente al desafío de lograr una transformación digital que dará lugar a depósitos óptimos, seguros y que permitan ganar agilidad. Esos conceptos son:

1) Características de los productos.

Lo primero que debemos saber son las características de los productos que vamos a manejar en el depósito, su tamaño, peso,  y los datos logísticos más relevantes para poder obtener la  Trazabilidad requerida, ya que se debe dar  seguimiento en función de diferentes atributos ( lote, fecha de vencimiento, Número de serie, Número de partida).

2) Características de la infraestructura del depósito.

Una vez conocida las características de los productos se debe analizar la infraestructura del depósito. Es necesario tener definidas las diferentes áreas del depósito para poder parametrizar los diferentes procesos en el software.

Según el tipo de operación que se realizaran en el depósito el mismo debe contemplar diferentes áreas (Recepción, zonas de almacenamiento, picking, dock de carga, etc.)

También se debe analizar el tipo de posiciones con que se va a contar en el depósito según las características de los productos y el tipo de operación. (Posiciones Selectivas, penetrables, de piso, etc.)

3) Cantidad y clase de productos.

Debemos saber qué cantidad de productos debemos manejar en nuestro depósito para poder administrar los niveles de stock (máximo y mínimos, puntos de reposiciones) lo que nos permitirá contar con la cantidad de productos necesarios para satisfacer la demanda de pedidos.
Otros datos relevantes que se debe tener en cuenta son: Tipo y familia de productos, restricciones particulares, nivel de rotación (alta, baja o media)

4) Unidad de almacenamiento.

Para una correcta parametrización del sistema es necesario saber cuál es la unidad de almacenamiento de los productos.

Es muy común que este punto requiera algún tipo de análisis de detalle. (Un producto puede ser que se lleve en unidades y se despache en diferentes presentaciones lo que requiere un tratamiento especial en el WMS al momento de los trabajos de preparación de pedidos.)

5) Información para localizar los productos.

Es necesario establecer los criterios que vamos a utilizar, ya que esto nos permite establecer los parámetros de guardado y recogida de mercadería para hacer frente a la demanda de pedidos y su armado. Esto permite seguir los criterios de FIFO, LIFO o FEFO por ejemplo, que son los más utilizados en el rubro de la logística. Es muy importante aclarar que estos criterios pueden parametrizarse por Artículos o bien para cada cliente.

6) Equipos y tecnología.

Para la transformación digital del depósito contamos con un aliado fundamental, y por los tiempos que corren, necesario que es la tecnología, y saber con qué tipo de tecnología queremos trabajar, podremos integrar un software de gestión de almacén ajustado a nuestra operación. Esto nos permite agilizar los procesos de entrada, salida, picking con lo cual, saber de ante mano que equipos tenemos o cuales vamos a incorporar para la operación es fundamental para el éxito de la implementación de un WMS.

7) Los recursos Humanos.

Por último y no menos importante, tenemos que capacitar a nuestros colaboradores, ya que son un elemento indispensable en la operación. La implementación de este tipo de herramientas como es un WMS, cambia la cultura del trabajo dentro de una organización, ya que, a partir de contar con un software especializado en gestión de almacenes, los procedimientos ya estarán definidos y en función de ellos es que se tienen que realizar las ejecuciones, en pocas palabras, debemos capacitar a los recursos humanos para que entiendan que “debemos hacer lo que el sistema nos dice y no lo que veníamos haciendo”.

Te puede interesar: 

Depósitos y centros logísticos, un mercado con un futuro muy prometedor

Redacción Énfasis Logística


Notas relacionadas

Te podría interesar